La inflación ejecutiva subió un 4% en febrero