Leticia Ini,
Lic. en Economía, 2004
Lic. en Dirección de Empresas, 2006
MBA en Chicago.

Graduada de la Licenciatura en Economía y en Dirección de Empresas, y docente de la UCEMA, fue seleccionada para cursar el MBA en la Universidad de Chicago.
Leticia comparte aquí todo el camino transitado para poder ser hoy una alumna de la Universidad de Chicago.
"Hace más de 10 años que formo parte de la comunidad de la UCEMA. Ingresé en 2001 como alumna de la Licenciatura en Economía, realizando también la Licenciatura en Dirección de Empresas. Cursé además todas las materias de la Maestría en Evaluación de Proyectos dictada en conjunto con el ITBA y desde 2006 me desempeñé como profesora asistente en las materias de Introducción a la Microeconomía e Introducción a la Macroeconomía. La docencia se convirtió en los últimos años en una parte fundamental de mi vida y estoy segura que voy a retomarla una vez finalizado el MBA. Entre otras actividades que realicé en la universidad no puedo dejar de mencionar haber participado en la Revista Análisis, predecesora de la actual Revista UCEMA, como asistente del redactor".

"A la hora de elegir la Universidad donde cursar el MBA dediqué muchísimo tiempo a hablar con egresados de distintas instituciones. La gente es muy receptiva y su experiencia es extremadamente valiosa, ya que te ayuda a delinear los perfiles de cada universidad. Me reuní con profesores de la UCEMA para que me aconsejaran y escribieran mis cartas de recomendación. Visité y navegué las páginas webs de cada universidad. También leí cientos de blogs, artículos, rankings, etc. lo que se debe hacer con cierta precaución, ya que hay demasiada información en internet y no siempre es totalmente cierta o confiable. Sin embargo, una las experiencias más determinantes en mi elección y que recomiendo a todos los que estén en el proceso, es visitar la universidad, sufrir o disfrutar el clima de la ciudad, mezclarse con los alumnos, tomar una clase, caminar por los pasillos, etc. La visita brinda una perspectiva que no se puede obtener de un folleto, de una charla, ni de una página web. Los americanos constantemente hablan del "Fit", que sería el buen ensamble entre la universidad y la persona. No sólo las universidades lo eligen a uno, sino que uno elige su universidad. Tal como me sucedió con la UCEMA hace muchos años creo que Chicago y yo tenemos excelente Fit y es por eso que finalmente la elegí".

"La Universidad de Chicago es una de las instituciones más prestigiosas tanto en USA como en el mundo y el programa de MBA que ofrece Chicago Booth, su escuela de negocios, está entre el primer y el sexto puesto en los rankings de Finantial Times, Business Week, Forbes, The Economist, etc. Sin embargo creo que además de todos los aspectos formales existe una conexión adicional con la universidad. Mi primer contacto con la economía y con la vida universitaria fue en la UCEMA de la mano de un gran profesor doctorado en la Universidad de Chicago: Adrián Guissarri. Él me introdujo a mí y a miles de alumnos más en el mundo del pensamiento crítico, del amor a su profesión y por sobre todo a la inigualable experiencia de abordar temas de la vida cotidiana con un sentido del humor inigualable. Creo que Adrián era un sincero exponente del espíritu de Chicago".

"Con respecto al proceso de admisión, el mismo es complejo y por demás agotador. Sólo quienes están plenamente convencidos del proyecto de realizar el MBA en el exterior están dispuestos a realizar el esfuerzo que requiere. Formalmente consiste en obtener un buen puntaje en el examen del Gmat (requisito universal para todos los candidatos), rendir el Toefl (sólo para quienes no tienen al idioma inglés como primera lengua) con un puntaje de corte que depende de cada universidad, presentar las admisiones: ensayos, formularios, cartas de recomendación y en el caso de Chicago una presentación de Power Point, que personalmente me resultó más que divertida de hacer. No basta con estudiar sino que las admisiones requieren de un profundo proceso de introspección y autoconocimiento. Todos estos elementos son evaluados y ponderados por las personas de admisiones y en la mayoría de las universidades sólo algunos candidatos son invitados a entrevistar. Luego de la entrevista y de unos largos meses de proceso si todo salió como se esperaba llega la ansiada llamada telefónica con las buenas noticias. Mi experiencia en la UCEMA, no sólo como alumna sino también como docente me ayudaron a superar cada uno de los desafíos de la admisión".

"Ahora mis expectativas con respecto a mi vida post MBA es poder desarrollarme profesionalmente en una compañía multinacional o en una consultora de renombre, para poder complementar mi experiencia laboral actual como entrepreneur. Posiblemente a mediano o largo plazo retome mi actividad en el ámbito privado desarrollando mi propia empresa y volviendo a ejercer la docencia, dos actividades que sin duda voy a extrañar (en mi poco tiempo libre) durante los próximos dos años".